La directora de RTVE accidental-vitalicia cambia la cúpula del ente en plan democrático

>> Ha puesto de jefes a unos señores muy capaces que, casualmente, tienen carné del partido o del sindicato matriz.

La directora de RTVE accidental-vitalicia cambia la cúpula del ente en plan democrático

Mateo, gran experta en comunicación, información y distracciones varias. (wikipedia)

Rosa María Mateo acaba de cumplir un año al frente de RadioTelevisión Española (RTVE) como directora general accidental, o sea, que va para vitalicia con los enormes resultados obtenidos. La televisión pública ya no la ven nada más que los asalariados del partido, para que no se les escape ninguna consigna cuando se la pregunten sus alcaldes, presidentes de diputaciones, de comunidad autónoma, o de la de propietarios de su casa.

Aunque Pedro Sinsustancia había dicho que el nombramiento era eventual hasta que se convocase concurso público para cubrir el cargo, el hombre, entre tanto trajín de no hacer nada y veranear a costa del patrimonio nacional, no ha tenido tiempo de resolver este asuntillo en un año. Por eso también se le concoe como Pedro “el rápido” o el “trabajador”.

Los designados por la señora Mateo, que de locutora ha sido catapultada a las más altas cimas de experta en comunicación, afirma que los señores nombrados para altos cargos de la casa, alguno nuevo, responden a las necesidades de incorporar a RTVE a las más modernas tecnologías. O sea, que la radio no sea de galena, que la tele se vea en color y no en blanco y negro, como cuando Franco, y que RTVE tenga una página en Internet, cosa que ocurre de antiguo, aunque ella no lo sepa.

Total, que Rosa María Mateo, como nunca ha tenido necesidad de crear una empresa para vivir de sus propios recursos, administra los impuestos de los españoles con gran autoridad y contrata no por capacidad, sino por adhesión al partido o a alguno de los sindicatos afines; subvencionados, naturalmente.